Los mecanismos psicológicos de adaptación

Los mecanismos de defensa son categorías que estableció el psicológo Sigmund Freud para describir las reacciones del individuo con base al funcionamiento – y exigencias- del ego,  pero el psicoanálisis no es la única corriente que utiliza este concepto, sino otras áreas de la psicología, de la sociología, o en el caso del análisis que refiere el presente trabajo, al derecho y la criminología.

Estos mecanismos de activan por dos vías, la racional y positiva, y la irracional y violenta o negativa. Cuando el desarrollo del ego es adecuado, los mecanismos son conscientes y efectivos. Pero en circunstancias contrarias, se detonan pensamientos y sentimientos inconscientes, que pueden provocar reacciones irracionales, que llevan a la persona a experimentar desde ansiedad, miedo, culpa, entre otros y estos a desencadenar comportamientos nocivos o peligrosos.

Con base a Vera Casas, A (2020), señala que “Hay al menos quince tipos de mecanismos de defensa conocidos y explicados por las teorías de la psicología. Entre ellas, podemos mencionar: compensación, expiación, fantasía, formación reactiva, identificación, aislamiento, negación, proyección y regresión”. Y cada uno tiene una forma específica de funcionar.

Si bien hay muchas categorías según distintas corrientes o análisis, Consulta Baekeland. (s. f.) propone la guía del diagnóstico psicoanalítico de McWilliams (2011):

Mecanismos de Defensa PrimariosMecanismos de Defensa Secundarios
Retraimiento
Negación
Control Omnipotente
Idealización y Desvalorización
Proyección, Introyección e Identificación Proyectiva
Escisión
Disociación
Represión
Regresión
Aislamiento
Intelectualización
Racionalización
Compartimentalización
Anulación
Volver contra sí mismo
Desplazamiento
Formación reactiva
Inversión
Actuación
Sexualización
Sublimación

Asimismo, tenemos la categoría propuesta por Yastes (1975): Agresión (daño intencional), Fijación (estimulación por recuerdos), Regresión (comportamiento neurótico, psicótico ante una amenaza) y Conflicto (enfrentamiento y aniquilación del otro)

Se considera que las conductas defensivas, a las que Freud nombró mecanismos de defensa, tienen como función el mantener un equilibrio homeostático al eliminar una fuente de inseguridad, peligro o tensión (Instituto de Investigaciones Jurídicas, UNAM, 2013), lo cual tiene dos caminos, aquellas conductas defensivas que a pesar de su carga, positiva o negativa no llevan al individuo a comportamientos irracionales, peligrosos o patológicos.

Todo lo anterior es materia de reflexión y consideración en vistas de las herramientas de la que la Criminología puede valerse, pues como esencia de su función está la de identificar, analizar, prevenir la conducta delictiva y además el poder tomar en cuenta todos los elementos que inciden en dicha conducta y que pueden ser materia legal, y también de atención y erradicación de dichas conductas (reinserción social).

Referencias

Consulta Baekeland. (s. f.). Mecanismos de Defensa. Recuperado 13 de febrero de 2021, de https://www.consultabaekeland.com/p/es/psicologo-madrid-faqs/mecanismos-de-defensa.php

Vera Casas, A. (2020, 7 noviembre). ¿Qué son los mecanismos de defensa? Recuperado 13 de febrero de 2021, de https://psiquiatria.com/bibliopsiquis/blog.php?wurl=que-son-los-mecanismos-de-defensa

Instituto de Investigaciones Jurídicas, UNAM. (2013, noviembre). MECANISMOS DE DEFENSA. Recuperado 14 de febrero de 2021, de https://archivos.juridicas.unam.mx/www/bjv/libros/8/3603/3.pdf

Aristizabal, E., & Amar, J. (2010, julio). Psicología Forense, estudio de la mente criminal. Recuperado 15 de febrero de 2021, de http://www.bibliopsi.org/docs/carreras/obligatorias/CFP/juridica/ghiso/Psicologia%20forense,%20estudio%20de%20la%20mente%20criminal.pdf